Mis novelas publicadas

¿Un accidente puede mejorar tu vida? Melinda intentaba escapar de un oscuro secreto que no había sido capaz de desvelar a nadie, pero un desgraciado accidente hace que quede atrapada en una isla desierta junto a Cristian. Ambos son los únicos supervivientes y son desconocidos. Pero aprenderán que en la vida hasta en la adversidad se puede ser feliz y formar una familia. Eso lo aprenderán en una isla en la que estarán solos... ¿O no?

COMPRAR

En un mundo donde la magia es el centro de todo, un gran mal amenaza con cambiar el curso de la historia. Magos oscuros quieren hacerse con el control de todos los reinos mágicos. Para impedirlo, algunos magos que aún luchan por la verdad y el bien, deben viajar a otro mundo, encontrar a magos que quieran ayudarlos, deben encontrar a los elegidos. Sólo ellos conseguirán reestablecer el bien y derrotar a los que quieren llenar Diamthian de oscuridad...

COMPRAR

Bienvenid@s




Espero que tod@s disfrutéis con mis relatos, que os emocionéis y que realmente viváis lo mismo que los personajes, llevándoos a un mundo diferente. Deseo que cuanta más gente lea mi blog mucho mejor, tal vez así pueda llegar a publicar alguno de mis relatos algún día.




jueves, 6 de enero de 2011

Amor prohibido capítulo 19

19º- Intentando calmarse

Ella estaba echa uno ovillo, con la camiseta rota y los pantalones y la ropa interior medio bajados.

-¡Hija! ¿Qué te ha hecho ese? –preguntó nervioso.

Pero ella sentía tanto miedo que fue incapaz de responder. Lloró con más intensidad y se abrazó a su padre. Él la colocó un poco la ropa y la metió dentro de casa. Melinda al escuchar la puerta salió a recibirlos.

Cuando vio a su hija en ese estado en brazos de su padre se puso a gritar.

– ¿QUÉ LE HA PASADO?

Por tanto grito, Luna y Marcos salieron a ver lo que ocurría. Melinda al darse cuenta tuvo que reaccionar.

–Hijo, ponte a jugar con Luna en la habitación.

Marcos sabía que era algo muy serio, así que obedeció a su madre. Cristian dejó a su hija en el sofá.

–Dime ¿Qué ha pasado? –preguntó ella.

-El compañero de clase que vino a avisarnos aquel día de lo del novio de la niña. Estaba encima ella de intentando violarla. –explicó su marido.

-Llama a una ambulancia, tienen que revisarla. –dijo ella con gran angustia.

Así lo hicieron, llamaron a la policía para poner la denuncia y a la ambulancia pues tenían que revisarla. Melinda se quedaría con los niños en casa y mientras Cristian acompañaría a Evelyn al hospital.

Estuvieron haciéndole pruebas para comprobar si había habido agresión sexual. Tomaron fotografías de las lesiones para la denuncia y la dejaron un rato en observación.

Cuando por fin le dejaron pasar a verla estaba muy angustiado. Abrazó a su hija que todavía seguía llorando por lo ocurrido.

–Hija… cuando te vi ahí… Casi enloquezco…

-Papá, estoy asustada… -dijo abrazándose a él.

-Hija, tranquila. Ya puse la denuncia, y mañana voy a hablar con el colegio para que le expulsen.

-Dile a Kirian que venga. –pidió con la voz temblorosa.

-¿Seguro que quieres verle aquí en el hospital? –preguntó. –Me han dicho que en un rato te puedes ir a casa, mejor le digo que vaya allí ¿Vale?

Ella solo asintió y se quedó acurrucada junto a su padre mientras llamaba a Kirian. Tampoco quería alarmarle, pero sabía que le parecería extraño. Le llamó desde su móvil y Kirian no conocía el número.

-¿Diga?

-Soy Cristian.

-Ah, hola. –dijo algo desconcertado.

-Mira, era para decirte que en dos horas vayas a casa, tengo algo que hablar contigo. –comentó.

-Pero ¿Por qué no me lo ha dicho Evelyn? –preguntó extrañado. – ¿Es que ella no sabe nada?

-Sí que lo sabe, me ha pedido que te llame, ahora no se puede poner.

-De acuerdo. Allí estaré. –colgó sin comprender muy bien las cosas.

Una hora más tarde, Evelyn pudo marcharse a casa. Su padre la llevaba sujeta de la cintura, la veía muy frágil y desvalida. Ver así a su hijita era lo más doloroso que había pasado en su vida.

Llegaron a casa y Melinda se abrazó fuertemente a su hija.

–Mi niña… estaba tan angustiada…

-¿Qué le pasó? –preguntó Marcos.

-No son cosas de niños. Además tu hermana pequeña está aquí también.

La pequeña Luna al ver a su hermana con un gran golpe en la cara se acercó a ella.

–Hermanita, ¿Por qué tienes un golpe? –preguntó mirándola.

-Princesa, la hermanita se ha caído y tenía heridas, y la llevé al médico para que la curaran. –explicó su padre. –tienes que mimarla mucho, como cuando te mimamos si tu te caes ¿vale?

-Vale, papi.

Se acercó a su hermana e hizo que su padre la cogiera en brazos. Dio un abrazo y un beso a su hermana que se reconfortó ligeramente.

–Venga, la hermanita va a descansar un rato. –Dijo Cristian a su hija pequeña.

Melinda se llevó a Evelyn al baño, la preparó un baño y ropa limpia. Después de que se duchara se tumbó en la cama. Su madre estaba al lado, acariciando los cabellos de su hija.

–Descansa. Cuando venga Kirian le diré que pase a verte.

Un poco más tarde, escucharon el timbre. Era Kirian. Melinda le abrió pero todavía tenía el semblante muy triste.

–Hola. –al verla así se preocupó. – ¿Ocurre algo?

-Pasa, que tenemos que decirte algo.

Se sentó en el comedor después de saludar a los miembros de la familia. Luna se acercó y le abrazó. Él respondió encantado al abrazo, pero no pudo evitar preguntar.

– ¿Y Evelyn?

-La hermanita se ha caído y tiene heridas. –contestó ella.

-¿Cómo?

Cristian miró a su hijo bastante serio.

–Hijo, vamos a hablar con Kirian, llévate a tu hermana para jugar un rato y no molestéis a tu hermana.

-Vale. –dijo sin más.

Cuando estuvieron los tres solos, Cristian estuvo relatando toda la historia mientras él se quedó atónito, apretando los puños de furia.

– ¿Puedo verla?

-Claro, ahora podrás verla. –comentó su madre. –Pero no le nombres nada, no queremos forzarla a que hable.

-Pero ¿entonces no abusó de ella? –preguntó.

Cristian negó con la cabeza.

–Los médicos la hicieron un examen, dijeron que esa zona estaba intacta. Menos mal que llegué a tiempo…- suspiró.

Kirian se levantó e intentó tranquilizarse un poco. Estaba muy cabreado por lo que le acababan de contar. Llamó a la puerta y después entró en la habitación. Evelyn estaba tumbada en la cama, arropada con una manta...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

6 rosas :

KaRoL ScAnDiu dijo...

¡¡Feliz día de Reyes, querida María!!

Ksses

Eli :D dijo...

uff madre mia kirian no se va a kedar de brazos cruzados, esk veras cuando vea a javi l k le va a liar... madre mia espero k se mejore evelyn
besos wapa

María del Mar dijo...

Seguro que Kirian hace algo... Segurísimo!!! Felices reyes

Adina dijo...

madre miaa.. ojala le rompa la cabeza a Javi.. SE LO MERECE .. uff.. aver paa cuandoo el siguiente uapaa.. tee siiGo xqe mee chifla la historiaa . un besazoo
ii felices reyes !!!

Annie dijo...

Ojala Kirian acabe con Javi, Pobre Evelyn
Espero el proximo :D

B€!t@ dijo...

Por dios, k le de una paliza al javi de los huevos!!!!!pobre Evelyn!!!! aunk yo ya sabia k algo asi aría el javi ese, pork vamos.... aunk darle un bofeton cristian.. tela, le podria denunciar javi al padre por agresion a un menor!!! xD Está genial, voy a por el siguiente, un beso wapa!!

Publicar un comentario

Mi blog es mi casa, donde podéis encontrar novelas, relatos, consejos, videos y varias de mis aficiones, pasiones y locuras. Con los comentarios me ayudáis a mejorar, pero siempre desde el repeto y sin palabras feas ni insultos. Opiniones y críticas si se aceptan siempre

Así que, deja tu rosa después de la señal,piiii:

 
comentarios.

© Mi sueño de Papel, plantilla y gráficos hechos por ML Diseños, 2011

© Actualización de la plantilla y nuevas características por Daniel Ruiz, 2013

De nuevo ARRIBA   


DIMATHIAN. Una novela de María Orgaz.