Mis novelas publicadas

¿Un accidente puede mejorar tu vida? Melinda intentaba escapar de un oscuro secreto que no había sido capaz de desvelar a nadie, pero un desgraciado accidente hace que quede atrapada en una isla desierta junto a Cristian. Ambos son los únicos supervivientes y son desconocidos. Pero aprenderán que en la vida hasta en la adversidad se puede ser feliz y formar una familia. Eso lo aprenderán en una isla en la que estarán solos... ¿O no?

COMPRAR

En un mundo donde la magia es el centro de todo, un gran mal amenaza con cambiar el curso de la historia. Magos oscuros quieren hacerse con el control de todos los reinos mágicos. Para impedirlo, algunos magos que aún luchan por la verdad y el bien, deben viajar a otro mundo, encontrar a magos que quieran ayudarlos, deben encontrar a los elegidos. Sólo ellos conseguirán reestablecer el bien y derrotar a los que quieren llenar Diamthian de oscuridad...

COMPRAR

Bienvenid@s




Espero que tod@s disfrutéis con mis relatos, que os emocionéis y que realmente viváis lo mismo que los personajes, llevándoos a un mundo diferente. Deseo que cuanta más gente lea mi blog mucho mejor, tal vez así pueda llegar a publicar alguno de mis relatos algún día.




lunes, 4 de abril de 2011

Amor inesperado capítulo 2

2º- Las cosas claras como el agua


Cuando despertó, Cristian reposaba a su lado, con los ojos cerrados y una respiración pausada. A Melinda le pareció un chico maravilloso, y así dormido era más perfecto si es que era posible.

Pasado un rato se despertó y vio que Melinda le observaba con una amplia sonrisa en los labios.

-¿Hay algo que te resulte gracioso? –preguntó Cristian.

-Estabas muy guapo así dormidito... –contestó ella ruborizándose ligeramente.

-¿Llevas mucho rato despierta? –preguntó desperezándose.

-Un poco. Es que ya no tenía sueño. –respondió tratando de levantarse.

-¿Dónde crees que vas? –preguntó Cristian poniéndose muy serio.

-A levantarme para ayudarte a buscar la cabina. –dijo ella.

-No, no y no. –contestó seriamente. –Tú te quedas descansando, para que se te cure lo antes posible la pierna.

-Pero…

-Nada de peros. –dijo él poniendo su dedo en los labios de Melinda.

Ese gesto hizo que Melinda se ruborizara tremendamente, y sintió como si una corriente eléctrica le recorriera todo el cuerpo. Cristian sintió lo mismo y durante unos segundos parecía como si el problema de estar perdidos no fuera importante…

-Debería… Debería ir a investigar. –dijo sin poder dejar de observar a Melinda.

-Vale. –dijo Melinda en un suspiro.

-No te muevas de aquí y descansa. –añadió Cristian.

-Vale. –volvió a suspirar ella.

Se sentó en la arena, mientras Cristian se adentró hacia el bosque. Melinda sentía como su corazón latía a mil por hora, latía tan fuerte que notaba como le empezaba a doler el pecho.

Pero ¿Qué la ocurría? Se preguntaba mentalmente. Precisamente, la razón de marcharse a Brasil había sido un chico. No podía consentir que otro chico que cruzase en su vida. Pero es que… Cristian era tan… Perfecto…

Necesitaba despejarse, así que se levantó con cuidado y se metió al agua, lo justo para poder mojarse un poco y sin hacerse daño en el pie. Su ropa se empapó pero le vino bien. Necesitaba aclarar las ideas y ese baño fue lo idóneo.

A los pocos minutos, salió del agua un poco más calmada. Realmente, Cristian parecía maravilloso, pero por el momento tenía claro que no quería que pasase nada con él. Al menos era la idea de su mente, porque la de su cuerpo y su corazón empezaba a ser otra totalmente distinta...
…………………………………………………………………………………………….

Cristian se adentró en el bosque y estuvo caminando un rato sin rumbo fijo. Sabía que debía buscar la cabina, pero su mente no estaba pensando en eso. En esos momentos, solo podía pensar en Melinda, en lo hermosa que era, en tenerla entre sus brazos…

Se sentó un rato junto a un árbol, tratando de aclarar su mente, que no era capaz de centrarse en otra cosa que no fuera Melinda. ¿Qué le ocurría? ¿Acaso se estaba enamorando de ella? ¡Si apenas se conocían…!

Como no se concentraba en la tarea que debía hacer, decidió volver junto a ella. Regresó a la cabaña y cual fue su sorpresa cuando vio que Melinda salía del agua, totalmente empapada.

Parecía relajada, tranquila… Pero toda su ropa estaba mojada, con lo que no solo se le ajustaba más al cuerpo, si no que también se transparentaba, haciendo que Cristian perdiera el control de sí mismo por unos instantes.

Tuvo que respirar y tratar de calmarse para no ir a por ella y lanzarse a besarla de forma apasionada. Cuando creyó estar listo, salió disimulando, como si no hubiera visto nada.

-Hola. Ya he vuelto. –dijo lo más tranquilo que pudo.

Melinda se dio la vuelta, tratando de taparse.

-Ho… Hola. No pensé que fueras a regresar tan pronto. –dijo ruborizándose.

Cristian trató de disimular que literalmente se le estaba cayendo la baba de ver así a Melinda, y se hizo el fuerte. Ella cogió la manta y se la puso por encima.

-Lamento haberte interrumpido el baño. –comentó. –Dentro del refugio hay más ropa para que puedas cambiarte.

Melinda se metió dentro del refugio y se cambió de ropa. No era exactamente de su talla, pero no podía pedir más. Una vez que estuvo lista volvió a salir fuera donde Cristian la esperaba.

-¿Podemos hablar? –le preguntó él.

-Tenemos todo el tiempo del mundo. –dijo bromeando. – ¿De qué quieres hablar? –preguntó Melinda.

-Mira, yo siempre he sido muy sincero. Así que como lo quiero seguir siendo, allá va.-dijo antes de respirar hondo para hablar.

-¿Sincero sobre qué? –preguntó ella bastante confusa.

-Me gustas. Me gustaste desde el mismo instante en que te vi subirte al avión. –dijo mirándola profundamente a los ojos. –Me gustas mucho y lo único que deseo es poder besarte y estar contigo.

-Yo… No sé qué decir… -contestó Melinda totalmente cortada.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

6 rosas :

Elvira dijo...

Qué bonito, cuánto amor! :)
No están muy tranquilos para ser que están perdidos en medio de la nada?? jaja.
Esperaremos al siguiente a ver qué pasa...

Eli :D dijo...

ooo pero k bonito, com ose declara jeje esk la sinceridad ante todo :) me encanta la historia de vdd es preciosa espero el sigiente besos

Margy dijo...

Hola!
jeje Elvira si es que el amor lo cura todo, hasta se les ha, casi, olvidado que están perdidos, que bonito *.*
A ver que le contesta Mel porque si es sincera... *.*
Esperaremos el capi3 intrigadisimas ^^
Besitos!

Divinum Eximia dijo...

¡Ahí, sincero ante todo! Veremos como va la cosa, quiero saber qué le dice, cómo saldrán de la isla, etc. etc. Tengo que saberlo todo x'DD

Esperaré con ganas el siguiente ;)

B€!t@ dijo...

Me encantaaaaa!!!! Voy a por el siguiente!!! Puedes pasarte a ver mi video en youtube cuando kieras :) Un besito guapa!!!!

María del Mar dijo...

Hola! me ha gustado (¡cómo no!) pero puedo sugerir algo??? por qué se gustan tan pronto??? no sé en mi opinión yo el amor lo dejaría para el final, que no se llevaran bien, que pelearan... Besos wapa, voy a por el siguiente

Publicar un comentario

Mi blog es mi casa, donde podéis encontrar novelas, relatos, consejos, videos y varias de mis aficiones, pasiones y locuras. Con los comentarios me ayudáis a mejorar, pero siempre desde el repeto y sin palabras feas ni insultos. Opiniones y críticas si se aceptan siempre

Así que, deja tu rosa después de la señal,piiii:

 
comentarios.

© Mi sueño de Papel, plantilla y gráficos hechos por ML Diseños, 2011

© Actualización de la plantilla y nuevas características por Daniel Ruiz, 2013

De nuevo ARRIBA   


DIMATHIAN. Una novela de María Orgaz.