Mis novelas publicadas

¿Un accidente puede mejorar tu vida? Melinda intentaba escapar de un oscuro secreto que no había sido capaz de desvelar a nadie, pero un desgraciado accidente hace que quede atrapada en una isla desierta junto a Cristian. Ambos son los únicos supervivientes y son desconocidos. Pero aprenderán que en la vida hasta en la adversidad se puede ser feliz y formar una familia. Eso lo aprenderán en una isla en la que estarán solos... ¿O no?

COMPRAR

En un mundo donde la magia es el centro de todo, un gran mal amenaza con cambiar el curso de la historia. Magos oscuros quieren hacerse con el control de todos los reinos mágicos. Para impedirlo, algunos magos que aún luchan por la verdad y el bien, deben viajar a otro mundo, encontrar a magos que quieran ayudarlos, deben encontrar a los elegidos. Sólo ellos conseguirán reestablecer el bien y derrotar a los que quieren llenar Diamthian de oscuridad...

COMPRAR

Bienvenid@s




Espero que tod@s disfrutéis con mis relatos, que os emocionéis y que realmente viváis lo mismo que los personajes, llevándoos a un mundo diferente. Deseo que cuanta más gente lea mi blog mucho mejor, tal vez así pueda llegar a publicar alguno de mis relatos algún día.




domingo, 24 de abril de 2011

fuga de amor capítulo 15

15º- Intentando volver a la normalidad


Kirian se había ido y Cristian estaba preocupado porque Melinda continuaba en el baño. No estaba seguro de cómo hablar con ella o cómo hacer que se tranquilizase y saliera de allí.

-¿Melinda? Abre, por favor…

A los pocos segundos la puerta del baño se abrió, Melinda estaba junto a la puerta llorando desconsoladamente. A Cristian se le encogió el corazón de ver semejante tristeza dibujada en el rostro de su amada.

-Mel…

-Solo quiero olvidar… -contestó sollozando.

Cristian se acercó a ella para abrazarla y protegerla, para transmitirle paz y calma, pues en esos instantes no encontraba las palabras oportunas. Ella lloró con ganas, necesitaba desahogarse o explotaría.

-Él me hacía cosas… -dijo mientras continuaba llorando.

-Lo siento. Siento no haber podido salvarte a tiempo… -contestó.

-No lo digas… -respondió ella. –Solo quiero olvidar lo que me hizo…

-Melinda, por favor… ¿Qué fue lo que te hizo? –preguntó recordando las palabras de su hermano.

-Algo malo… Pero déjalo ya. –contestó con seriedad.

Cristian notaba la crispación en el tono de Melinda y no quiso insistir. Lo que menos quería en esos momentos era discutir con ella, no con todo lo que había tenido que pasar…

-He pensado que podíamos darnos un baño. En esta casa hay piscina climatizada. –dijo con una pequeña sonrisa en su rostro.

-No sé si es buena idea… -contestó ella bajando la mirada.

-Solo será un baño, seguro que te hace bien… -dijo él con voz dulce tratando de convencerla. -Si solo es un baño, no pasará nada. –contestó.

-El médico dijo que hiciera reposo por lo del aborto… -según lo dijo se tapó la boca con la mano.

-¿Aborto? –preguntó abriendo los ojos desmesuradamente.

-No debí decir eso… -contestó Melinda arrepintiéndose de sus palabras.

-¿Ese te dejó embarazada? –preguntó enfadado.

-No lo vuelvas a decir, por favor… -respondió intentando no volver a llorar. –Vamos a darnos el baño. –añadió cambiando de tema.

Cristian intentó contener su furia, necesitaba estar tranquilo, quería disfrutar de los primeros minutos a solas con su preciosa Melinda. Decidió cogerla de la mano y caminó lentamente con ella hasta la piscina.

Al llegar allí, Melinda se quedó sorprendida pues era una preciosa piscina. Pero entonces se dio cuenta de algo…

-Pero… No tengo bañador… -dijo señalando su ropa.

-Podemos meternos con la ropa.

-¿Qué dices? –preguntó sorprendida.

-Aquí no nos ve nadie, y además, hay mucha ropa limpia. –dijo él cogiendo su mano con dulzura.

Ella sonrió ligeramente y decidió dejarse llevar. Se acercaron al borde de la piscina y se quedaron quietos. Cristian se quitó la camiseta y los pantalones y se quedó en calzoncillos.

Se acercó a Melinda todo lo que pudo, se quedaron frente a frente, mirándose a los ojos. Después Cristian acercó su rostro al de ella y unieron sus labios en un tierno beso.

Le ayudó a quitarse la camiseta, dejando a la vista un sujetador azul además de muchos moratones por el cuerpo. Intentó no enfurecerse, no era el momento, solo quería que ella se sintiera tranquila y a salvo.

Melinda se ruborizó al sentir las manos de Cristian junto a sus brazos, pero se quitó los pantalones quedándose en ropa interior. Él la cogió de la mano y juntos se metieron despacio en la piscina.

El agua empezó a mojarles el cuerpo poco a poco mientras se sumergían a la vez en la piscina. Estaban muy cerca, tan cerca como sus cuerpos se lo permitían. Melinda sintió bastante alivio al sentir el agua en su cuerpo con la temperatura perfecta.

-Gracias… -dijo ella con una pequeña sonrisa. -Es una buena forma de olvidar… -contestó esquivando su vista.

-Lamento haber estado tan insistente, no era mi intención hacerte sentir mal. Pero… Es que me siento mal por no haber podido evitar que te hiciera daño…

-Ya ha pasado y el pasado no se puede cambiar… -respondió Melinda.

-Todavía me cuesta creer que estemos aquí, solos, juntos… -dijo suspirando.

-Y a mi…

Cristian acarició el rostro de Melinda con suavidad, se fundieron en un tierno beso. Pero él estaba ansioso por estar con ella, por besarla, acariciarla, amarla… Posó sus manos en el cuerpo de su amada y comenzó a acariciarla con suavidad.

Pero Melinda no estaba preparada, no después de todas las violaciones y vejaciones sufridas por Javier. No podía hacerlo, no en ese momento, aunque fuera Cristian el elegido.

-¡No, no puedo! –gritó apartándose de él.

PD: en entradas anteriores, unos concursos y una entrada especial con premios y otras cosas
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

9 rosas :

Miriam dijo...

Pobrecitos los dos :(

Alba dijo...

pobres!! esta genial!

Cynthia dijo...

Ohh Cristian tendrá que comprenderla, después de todo lo que le hizo el ...
es normal...
Pero espero que ella se deje llevar, ella quiere estar con el, y el con ella :D
Gracias!! Feliz domingo.

Eli :D dijo...

madre mia madre mia capitulazo de vdd si esk no me lo creo por fin juntos tanta espera y aora la pobre no puede si esk es normal.... epsero el sigiente wapa

Margy dijo...

Que bonito capítulo, me encanta como Cristian trata a Melinda *.* La escena en la piscina te ha quedado muy bien ;)
Besitos!

Elvira dijo...

Muy bonito. Seguro que Cristian la comprende, es muy majo, jeje.
Ya me he puesto al día y me he quedado sin más capítulos, jo.
A ver qué pasa en el de hoy... Y cuál es el bombazo (que he leído en facebook) jeje.
Muak!

B€!t@ dijo...

Jo, k bocazas melinda, jajajaja!!! Pero bueno!!! ke me encanta!!!! Un besote guapisima, ya sabes, continua asi !!! Un besote :)

Divinum Eximia dijo...

Pobrecilla... Esperemos que todo vaya a mejor y las cosas no se compliquen demasiado. Me voy a leer el siguiente, rápidamente.

Un beso^^

Dulce Cautiva dijo...

Normal k ella actue así... después del infierno k ha vivido es lógico k no kiera estar con otro hombre hasta después d un tiempo...

Voy a ver k tal sigue esto...

Publicar un comentario

Mi blog es mi casa, donde podéis encontrar novelas, relatos, consejos, videos y varias de mis aficiones, pasiones y locuras. Con los comentarios me ayudáis a mejorar, pero siempre desde el repeto y sin palabras feas ni insultos. Opiniones y críticas si se aceptan siempre

Así que, deja tu rosa después de la señal,piiii:

 
comentarios.

© Mi sueño de Papel, plantilla y gráficos hechos por ML Diseños, 2011

© Actualización de la plantilla y nuevas características por Daniel Ruiz, 2013

De nuevo ARRIBA   


DIMATHIAN. Una novela de María Orgaz.