Mis novelas publicadas

¿Un accidente puede mejorar tu vida? Melinda intentaba escapar de un oscuro secreto que no había sido capaz de desvelar a nadie, pero un desgraciado accidente hace que quede atrapada en una isla desierta junto a Cristian. Ambos son los únicos supervivientes y son desconocidos. Pero aprenderán que en la vida hasta en la adversidad se puede ser feliz y formar una familia. Eso lo aprenderán en una isla en la que estarán solos... ¿O no?

COMPRAR

En un mundo donde la magia es el centro de todo, un gran mal amenaza con cambiar el curso de la historia. Magos oscuros quieren hacerse con el control de todos los reinos mágicos. Para impedirlo, algunos magos que aún luchan por la verdad y el bien, deben viajar a otro mundo, encontrar a magos que quieran ayudarlos, deben encontrar a los elegidos. Sólo ellos conseguirán reestablecer el bien y derrotar a los que quieren llenar Diamthian de oscuridad...

COMPRAR

Bienvenid@s




Espero que tod@s disfrutéis con mis relatos, que os emocionéis y que realmente viváis lo mismo que los personajes, llevándoos a un mundo diferente. Deseo que cuanta más gente lea mi blog mucho mejor, tal vez así pueda llegar a publicar alguno de mis relatos algún día.




domingo, 17 de abril de 2011

Fuga de amor capítulo 8

8º-Plan de fuga


-Te he traído unos libros para que leas. Es muy importante que los leas con gran atención. –respondió.

-No te entiendo. –dijo Cristian.

-Tú léelos. ¿Recuerdas cómo de pequeños mamá nos hacía juegos con los libros? –preguntó Kirian.

-Sí, nos hacía coger las primeras letras de las primeras palabras de las páginas para escondernos mensajes. –recordó él.

-Recuerda ese juego cuando leas los libros. –contestó Kirian muy misterioso.

La hora de visitas se terminó así que los dos hermanos tuvieron que despedirse muy a su pesar.

-Hermanito, no comprendo muy bien lo que quieres decirme... –dijo Cristian.

-Todo lo que estoy haciendo es para que puedas reunirte con Melinda lo antes posible. –respondió Kirian. –Mañana vendré o no…

-¿Qué quieres decir? –preguntó Cristian sin entenderle.

-Esta noche lo sabrás. –contestó con una sonrisa antes de marcharse.

Cristian tuvo que volver a su celda. No sin que antes los guardias revisaran los libros. Una vez que estuvo dentro empezó a ojear los libros. Algunos eran de ciencia ficción, otros de fantasía… Muchos de ellos los conocía pues ya los había leído.

Empezó a ojearlos todos, para apuntar las primeras letras de las páginas, pero eran libros muy extensos y con muchas hojas, lo que dificultaba la tarea. Cuando apuntó todas las letras comenzó a hacer frases con ellas.

Estuvo casi cuatro horas tratando de hacer una frase coherente que tuviera sentido con lo que le había dicho su hermano, hasta que por fin dio con la frase. “Entre los libros hay dibujos, es el camino por el que tienes que escapar. Te esperaré a medianoche en el otro lado para llevarte a un sitio seguro.”

¡Su hermano le había conseguido los planos de la cárcel! y le estaba diciendo cómo escapar de allí. Era algo tan increíble que no se lo podía creer. Aunque lo más sorprendente es que los guardias no sospecharan nada.

Pero lo cierto es que no le importaba, pues en lo único que pensaba era en escapar de la cárcel y poder reunirse con Melinda en algún lugar. Melinda… solo de pensar que podría estar con ella, y fantaseaba sin remedio…

Fueron unas horas complicadas, debía atraer alguno de los guardias para poder noquearle y así llegar hasta los pasillos por los que poder escapar. Estaba algo dubitativo por si las cosas no salían como debían…

Intentó hacerse el enfermo para así llamar a uno de los guardías y que abriese la celda. Ese sería el momento que aprovecharía para golpearle, coger las llaves y escapar de aquel horrible lugar.

-Oiga, necesito ir a la enfermería. –dijo lo suficientemente alto como para que el guardia del pasillo le escuchara.

El guardia era muy alto, pero no parecía demasiado fuerte. Se acercó a la celda con cara de amargado y de pocos amigos.

-¿Qué es lo que pasa? –preguntó con enfado.

-Me encuentro mal, necesito ir a la enfermería. –dijo fingiendo lo mejor que pudo.

-No son horas…

-Me encuentro muy mal…

Sin saber muy bien por qué, el guardia sintió un poco de pena y decidió abrir la celda para llevárselo a la enfermería. Cristian aprovechó para golpearle para noquearle. Tuvo que sujetar su cuerpo porque si caía tan de repente despertaría al resto de presidiarios.

Se movió para tumbarle en la cama y buscar las llaves del guardia. Las encontró prendidas al cinturón del uniforme. Las cogió y trató de salir sin hacer ruido. Todo estaba muy calmado y de no haber sido por los barrotes y algunos ronquidos, hubiera jurado que eran personas normales durmiendo en habitaciones contiguas.

Caminó sigilosamente por los largos pasillos abriendo con cuidado las puertas que se encontraba. Tuvo que tener cuidado con las cámaras de vigilancia, intentaba moverse por los puntos muertos para evitar ser visto.

Le costó un poco encontrar los pasillos que le dijo su hermano, pero fue dando con ellos poco a poco. Se encontró con un par de vigilantes que descansaban en unas sillas y se habían dormido.

Tuvo suerte de llegar hasta la parte del patio. Allí vio a más guardias, pues había luna llena y se veía bien sin luces, pero aprovechando que la noche era bastante fría, estaban todos en uno de los lados tratando de no enfriarse, con lo que no tuvo los problemas que pensaba para llegar hasta la parte más alejada del patio.

Vio que en la esquina había un poco de tierra removida, al verlo más de cerca se percató de un hueco que se abría paso hasta el otro lado, hasta la libertad que ansiaba para poder estar con Melinda.

El hueco no era demasiado grande, con lo que al meterse, le costó bastante moverse para poder escapar de aquel horrible lugar. Cuando empezaba a estar más cerca del otro lado sintió una mano que le tocó en el hombro.

Se sobresaltó pensando que podía ser un guardia, pero alzó la vista y reconoció la silueta de su hermano que le esperaba con emoción y una amplia sonrisa en el rostro. Le ayudó a salir y nada más estar fuera se abrazaron fuerte.

-Te dije que no permitiría que pasaras aquí cinco años… -dijo con la voz temblorosa.

-Gracias, hermanito… -contestó Cristian abrazando fuerte a su hermano.

PD: en la entrada anterior el Deseo 15
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

11 rosas :

Eli :D dijo...

dioooos me encanta de vdd me alegro k porfin le alla sacado pense k no podria acerlo :)
espero el sigiente de vdd
sige asi wapa

Cynthia dijo...

Me encanta, me encanta!! Siii, al fin ha escapado :) a Kirian lo adoro, es un amor.
Espero que Cristian se reuna pronto con Mel.
Muchisimas gracias por esta historia, cada vez mejor.
Feliz domingo, besos.

Margy dijo...

Hola!
Que emoción *.* ya está fuera!! *.*
Me encantan estos dos hermanos :)

Besitos!

Alba dijo...

Me encanta sister! esta genial!! espero q los proximos q acaben entre rejas sean warren y javier

Miriam dijo...

Me encanta este capitulo! estoy deseando ver que pasa con Javier.

KaRoL ScAnDiu dijo...

Hola mi MArru:D

Gracias por tus palabras, querida:D
Y ten por seguro que estaré apoyándote, en cuanto salga tu novela, será de las primeras en hacerme con un ejemplar:D

kisses y feliz semanaa:D

Divinum Eximia dijo...

¡Aleluyah! Me ha parecido super original el juego de la madre. Me encanta^^ Y como dicen, Kirian es un amor de persona *-*

Tengo ganas de seguir leyendo.

Un saludo^^

Marru dijo...

gracias por las palabras, ya para mi sois "mis niñas" os llamo así porque sois mis niñas realmente jeje,

Divinum lo del juego de la madre no sé, se me ocurrió así de repente, no lo pensé demasiado :P

Karol, gracias por los ánimos y espero poder deciros que tengo muy pronto el libro

InmaSonrisadeCaramelo dijo...

Meeee ha encantado!!!!! :D

B€!t@ dijo...

O.o me encanta!!!! Parece que no se decir otra cosa, pero es la verdad!!! Que yo seré unas de las primeras en comprarte el libro, si esk m avisas de las primeras xD jajajaja!!! K suerte en todo, ya lo sabes, y k como tb sabes... estaré ahi siempre :) muaks!!!

Dulce Cautiva dijo...

K bieno!, x fin algo bueno!!!, ya tenemos a Cristian fuera de esa cárcel... ahora toca reunirla con su amada... komo conseguirá su hermano liberarla d las garras de Javier?...

Voy a ver!!!

Publicar un comentario

Mi blog es mi casa, donde podéis encontrar novelas, relatos, consejos, videos y varias de mis aficiones, pasiones y locuras. Con los comentarios me ayudáis a mejorar, pero siempre desde el repeto y sin palabras feas ni insultos. Opiniones y críticas si se aceptan siempre

Así que, deja tu rosa después de la señal,piiii:

 
comentarios.

© Mi sueño de Papel, plantilla y gráficos hechos por ML Diseños, 2011

© Actualización de la plantilla y nuevas características por Daniel Ruiz, 2013

De nuevo ARRIBA   


DIMATHIAN. Una novela de María Orgaz.