Mis novelas publicadas




¿Un accidente puede mejorar tu vida? Melinda intentaba escapar de un oscuro secreto que no había sido capaz de desvelar a nadie, pero un desgraciado accidente hace que quede atrapada en una isla desierta junto a Cristian. Ambos son los únicos supervivientes y son desconocidos. Pero aprenderán que en la vida hasta en la adversidad se puede ser feliz y formar una familia. Eso lo aprenderán en una isla en la que estarán solos... ¿O no?

COMPRAR





En un mundo donde la magia es el centro de todo, un gran mal amenaza con cambiar el curso de la historia. Magos oscuros quieren hacerse con el control de todos los reinos mágicos.
Para impedirlo, algunos magos que aún luchan por la verdad y el bien, deben viajar a otro mundo, encontrar a magos que quieran ayudarlos, deben encontrar a los elegidos. Sólo ellos conseguirán reestablecer el bien y derrotar a los que quieren llenar Diamthian de oscuridad...

COMPRAR



Bienvenid@s




Espero que tod@s disfrutéis con mis relatos, que os emocionéis y que realmente viváis lo mismo que los personajes, llevándoos a un mundo diferente. Deseo que cuanta más gente lea mi blog mucho mejor, tal vez así pueda llegar a publicar alguno de mis relatos algún día.

Buscar

martes, 10 de mayo de 2011

Resurgir capítulo 2

2º- Susto…


Dejaron las cosas, aunque Melinda estaba muy enfadada por la confusión, justo al contrario que Javier. Después fueron a la primera conferencia que sería ese mismo día.

Fue un día largo, muy largo además de aburrido. En uno de los descansos, miró su móvil y se extrañó de tener un mensaje de texto de un número desconocido. Decidió leerlo.

Hola, soy Cristian el chico del bar. Pensaba llamarte pero pensé que estarías ocupada. ¿Te apetece que quedemos para tomar algo? Un beso

¡Era aquel chico! No podía creer que le hubiera mandado un mensaje, en realidad no pensaba que fuera a dar señales de vida. Guardó el número en la memoria y se dispuso a pensar en algo que responderle.

¡Hola! Me encantaría quedar pero estoy en una conferencia en Valencia con un compañero que no aguanto… El domingo si no vuelvo tarde te llamo y quedamos. Un beso

Fue un día muy pero que muy largo para ella. Al igual que el día siguiente, lo cierto es que las conferencias estaban siendo de lo más aburridas. Y tener que dormir en la misma habitación con Javier empeoraba las cosas. La primera noche durmió él en una cama plegable que habían acoplado al lado de la cama de la habitación.

La noche del sábado Melinda deseaba que pasase pronto, pues de esa forma irían a la última charla y luego podrían marcharse a casa. No esperaba los acontecimientos que sucederían esa noche…

…………………………………………………………………………………………….

Kirian no comprendía la actitud de su amigo, pensaba que le apoyaba y que quería vivir la vida al límite, como hacía él. Pero no podía culparle, a fin de cuentas le ocultaba un secreto demasiado negro, demasiado oscuro, tan oscuro que si su gran amigo Cristian se enteraba, quedaría horrorizado…

Pasado el fin de semana, iba de camino a casa de Cristian para hablar con él, quizás era el momento de contarle el oscuro secreto que le ocultaba. Que le estaba atormentando, que le consumía por dentro, como cuando la cera de una vela se va consumiendo poco a poco.

Pero chocó de frente con una chica. Era menudita, y parecía muy nerviosa. Cuando se fijó en ella, la reconoció al instante.

-Tú eres la que me rechazó el otro día en la discoteca. –dijo al ver a Melinda.

-¡No me toques! –gritó histérica y con innumerables lágrimas cayendo por su rostro.

-Tampoco es para que llores, que porque me rechazaras no voy a morirme. –dijo Kirian.

-Yo… Yo… ¿Dónde vive tu amigo? –preguntó nerviosa y apartando la mirada. –Necesito verle ahora…

Kirian la observó más detenidamente. No eran solo sus lágrimas, sino una mala cara, y un par de moratones en un brazo le alarmaron sobre algo terrible que le había sucedido a aquella chica.

-Oye ¿Te ha pasado algo? –preguntó Kirian con voz preocupada. – ¿Y esos moratones?

-Yo… Yo… -contestó nerviosa y llorando con más intensidad.

-Dime lo que te ha pasado. –dijo Kirian en tono más exigente.

-Él… Yo… no le vi… Y… -contestó pero luego se calló tapándose la cara con las manos.

-¡Madre mía! –dijo tapándose la boca con ambas manos.

No dijo nada más, simplemente le hizo una seña con la cabeza y se puso a caminar, ya no faltaba demasiado para llegar a la casa de Cristian. Llamó al portero y Cristian tardó unos segundos en descolgar el telefonillo.

-¿Quién es? –preguntó.

-Soy yo, necesito hablar contigo. Ha pasado algo muy gordo. –contestó con seriedad.

Cristian se alarmó y abrió al instante. Kirian indicó a Melinda hasta el ascensor y subieron al segundo piso en silencio. Ella todavía estaba muy asustada y por su rostro no paraban de caer lágrimas.

Al salir del ascensor la puerta de la casa de Cristian ya estaba abierta con él en la puerta esperando. Vio a su amigo y cuando vio a Melinda llorando se alarmó mucho. Se acercó hasta ella con preocupación.

-¿Qué te ha sucedido? –preguntó nervioso. – ¿Le hiciste algo? –preguntó mirando a su amigo.

-¡No, claro que no! –gritó ofendido. –Me la encontré así cuando venía a tu casa.

Melinda no había pronunciado palabra, le miró con los ojos desbordados de lágrimas y se lanzó para abrazarle y llorar con más intensidad. Cristian la sujetó entre sus fuertes brazos sin saber lo que decir.

Miró a su amigo y él no pudo más que hacer un gesto con la cabeza, pues no tenía ni idea de lo sucedido, tan solo lo había intuido por los moratones de Melinda.

-Vamos dentro y hablamos con calma. –dijo con suavidad.

Pero Melinda no respondía ni se movía, estaba en estado de shock. No podía reaccionar, no era capaz. Cristian al ver el bloqueo que tenía, la cogió en volandas y la metió dentro de casa.

La sentó en el sofá con delicadeza para luego ir a la cocina. Iba a preparar una tila, pero no sabía si le gustaría. Así que decidió preparar un chocolate, que era lo que a él le calmaba cuando estaba nervioso.

Kirian se había quedado en el comedor, observándola sin atreverse a decir nada por miedo a meter la pata y alterar más todavía a Melinda. Suspiró aliviado cuando su amigo regresó de la cocina con una taza entre sus manos.

-Te he traído esto para que te calmes. –dijo amablemente sentándose a su lado mientras le tendía la taza.

Ella tenía apoyada una de sus manos en el sofá de un bonito color azul. La movió lentamente para coger la taza. Al principio no estaba muy convencida, pero observó su contenido y lo olió y una finísima y pequeñísima sonrisa se dibujó en su rostro.

-Me encanta el chocolate… -susurró muy bajito.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

8 rosas :

Margy dijo...

Que bien ha estado este capítulo!!
Jo ¿qué le ha pasado? Si es que Javier... tststs >o< maldito >o<
Me ha gustado mucho el detalle del chocolate ^.^
y Ah! nunca sabreros qué le paso a kirian? jejej

Besitos!

Cristina dijo...

ooohh!! mew encantaaa! pewro que hijo de puta javier que la a echo??? aghhh kiero mas !! sta super interesantee!! ajaj me encanta guapa sigue asi =)

Cynthia dijo...

:o que bonito!! Quiero saber que le hizo el cabron de javier!! Pobrecita!
Ahora me apetece chocolate...
Besos

Eli :D dijo...

dioos pero k la a pasado?? me lo imagino pero uff pobrecita, y kirian k esconde??? espero k lo cuente pronto pork me as dejado cn la intriga jejej espero el sigiente wapa besos tQ

Beuky dijo...

Pero no lo dejes asi mujer!!!!!!!!!

vaya intriga!!!

Quiero mas!!!!

;-D

Elvira dijo...

Ooooh, Javier ya ha hecho de las suyas seguro...
Pero no hagas sufrir tanto a la pobre Melinda, hombre :P
Besis!

Divinum Eximia dijo...

Ya sabíamos que el Javier no era de fiar, y eso que ni siquiera sabemos si ha sido él, pero ya se intuye. Lo gracioso e inesperado sería que no lo fuese ;)

Al menos la han encontrado y ya está en buenas manos, el toque del chocolate ha sido muy bueno. Aparte, quiero seguir leyendo porque tiene muy buena pinta y porque quiero saber qué fue lo que hizo Kirian.

Un saludo^^

B€!t@ dijo...

Me encanta!!!! Perdona por no leerlo antes, pero no he podido!!!! :) Me encanta y voy a por el siguiente, pero ya te pido más xD Un besito guapa!!!

Publicar un comentario

Mi blog es mi casa, donde podéis encontrar novelas, relatos, consejos, videos y varias de mis aficiones, pasiones y locuras. Con los comentarios me ayudáis a mejorar, pero siempre desde el repeto y sin palabras feas ni insultos. Opiniones y críticas si se aceptan siempre

Así que, deja tu rosa después de la señal,piiii:

 
comentarios.

© Mi sueño de Papel, plantilla y gráficos hechos por ML Diseños, 2011

© Actualización de la plantilla y nuevas características por Daniel Ruiz, 2013

De nuevo ARRIBA   


DIMATHIAN. Una novela de María Orgaz.