Mis novelas publicadas




¿Un accidente puede mejorar tu vida? Melinda intentaba escapar de un oscuro secreto que no había sido capaz de desvelar a nadie, pero un desgraciado accidente hace que quede atrapada en una isla desierta junto a Cristian. Ambos son los únicos supervivientes y son desconocidos. Pero aprenderán que en la vida hasta en la adversidad se puede ser feliz y formar una familia. Eso lo aprenderán en una isla en la que estarán solos... ¿O no?

COMPRAR





En un mundo donde la magia es el centro de todo, un gran mal amenaza con cambiar el curso de la historia. Magos oscuros quieren hacerse con el control de todos los reinos mágicos.
Para impedirlo, algunos magos que aún luchan por la verdad y el bien, deben viajar a otro mundo, encontrar a magos que quieran ayudarlos, deben encontrar a los elegidos. Sólo ellos conseguirán reestablecer el bien y derrotar a los que quieren llenar Diamthian de oscuridad...

COMPRAR



Bienvenid@s




Espero que tod@s disfrutéis con mis relatos, que os emocionéis y que realmente viváis lo mismo que los personajes, llevándoos a un mundo diferente. Deseo que cuanta más gente lea mi blog mucho mejor, tal vez así pueda llegar a publicar alguno de mis relatos algún día.

Buscar

sábado, 23 de julio de 2011

Visiones capítulo 11

Capítulo 11º- Reconciliación
            Kirian condujo hasta la casa de Adriana gracias a las indicaciones de Evelyn. Aparcó en la puerta y se bajó del coche abriéndole la puerta a ella de forma muy caballerosa.

-Seguro que encuentras algún vestido precioso.

-Pero sabes que hasta la boda no puedes verlo.

-Y no sabes la rabia que me da…

-Consuélate pensando que esa noche me lo quitarás. –dijo dedicándole una sonrisa picarona.

-No me digas eso que me dan ganas de hacerte mía aquí mismo…

-Controla la testosterona que ya eres mayorcito.

-Y dale, que no soy tan mayor…

-Sabes que estoy de broma.

-Venga, anda, ve a mirar vestidos y coge uno que te quede perfecto. Así luego puedes ponerme los dientes largos.

-Te quiero.

-Y yo.

            Se despidieron con un cariñoso beso y Evelyn fue directa a la puerta de la casa de su amiga. Llamó al timbre y cuando Adriana abrió la puerta se quedó con la boca abierta y los ojos como platos.

-Hola…

-Hola. –dijo Evelyn.

-De verdad que lo siento…

-Lo sé.

-Estoy intentando creerlo, pero es complicado.

-Lo sé.

-¿Me perdonas?

-Claro que si, boba. –contestó abrazando a su amiga. –Sé que es difícil de creer, pero cuando estás a punto de intimar con tu prometido y un espíritu macabro aparece al lado, no es agradable.

-¿Cómo?

-Sí, eso ha pasado hace poco más de un rato.

-¿Un espíritu que quiere tu ayuda?

-No, me parece que este quiere hacerme daño.

-¿Cómo dices? ¿Qué quiere hacerte daño? ¿Por qué? –preguntó atropellando sus palabras.

-David, el espíritu al que ayudé, me dijo que ese espíritu había estado vigilándome. Había impedido que David me pidiese ayuda.

-Creía que los espíritus no pueden hacer daño. Al menos eso me dijo tu madre cuando casi me da un ataque al pensar que me podían tocar o algo daño.

-Directamente no, pero si se lo proponen pueden llegar a hacer cosas horribles. Al menos eso leí en los diarios de mis familiares.

-No quiero que te pase nada. –dijo con preocupación.

-Prefiero no pensarlo. Pero no quería estar en la casa sabiendo que todavía estaba dentro ese espíritu.

-¿Quieres que salgamos a algún sitio? ¿De compras?

-Si pero quiero mirar trajes de novia, que al final no tengo traje el día de mi boda.

-¿Y quieres que vaya contigo?

-Sí. Necesito a mi amiga. Además alguien tiene que aconsejarme sobre los trajes que me pruebe.

-Te quiero muchísimo, ya lo sabes. –dijo abrazando a su amiga.

-Vámonos que estoy deseando ver trajes y probármelos.

            Ambas amigas se marcharon alegremente hacia una tienda de vestidos de novia. Era una tienda bastante modesta pero que en el escaparate tenía vestidos realmente preciosos.

Estuvieron toda la tarde allí, Evelyn se probaba uno tras otro esperando la opinión de su amiga. Algunos eran demasiado cargados, otros demasiado simples y otros no resaltaban la delgada figura de Evelyn.

-Gracias por perdonarme. –dijo Adriana mientras su amiga estaba mirando más vestidos en las perchas.

-Reaccioné de forma exagerada y entiendo que no es algo fácil de entender. Pero es la pura verdad.

-Lo sé. Y poco a poco lo iré asimilando. Quizás necesito ver para creer. No porque no confíe en ti, si no porque el tema pues es… complicado…

-Ya lo sé.

-Te echaba mucho de menos….

-Ya me dijo Kirian que habías hablado con él.

-Estaba preocupada.

-Yo no me sentía bien estando enfadada contigo. Sabes que te quiero muchísimo.

-Y yo a ti. –respondió abrazándola.

-Me pruebo otro más y si no, nos volvemos a casa. –dijo cogiendo otro de los vestidos.

-No te desanimes. Seguro que encontrarás uno que sea perfecto para ti.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

4 rosas :

Eli :D dijo...

k bonitoooo!!!!! jejejej bueno aver is encuentra el vestido perfecto y no la pasa nada pork madre mia :P espero el sigiente preciosa! besos

Mariaje dijo...

Me enncanntaa!!!
Ais me alegro de que hayan solucionado todo, haber si encuentra el vestido perfecto!
Espernado el siguiente!

Cristina dijo...

me encantaaaaaaaa!!! aiiiss como molaa kirian es super ricoo no paro de decirlo ajjajaja yo quiero ser evelyn x kirian ajjaja no x los espiritus xDD k miedo x dios bueno pues k sta genial niñaaaa jaja sigue asi bss

B€!t@ dijo...

Bueno, este ha sido mas tranquilito :) pero espero k no pase nada muy malo jooo xD me voy al siguiente, que al fina m leo todos esta noche xD muak!!!

Publicar un comentario

Mi blog es mi casa, donde podéis encontrar novelas, relatos, consejos, videos y varias de mis aficiones, pasiones y locuras. Con los comentarios me ayudáis a mejorar, pero siempre desde el repeto y sin palabras feas ni insultos. Opiniones y críticas si se aceptan siempre

Así que, deja tu rosa después de la señal,piiii:

 
comentarios.

© Mi sueño de Papel, plantilla y gráficos hechos por ML Diseños, 2011

© Actualización de la plantilla y nuevas características por Daniel Ruiz, 2013

De nuevo ARRIBA   


DIMATHIAN. Una novela de María Orgaz.